¿Qué es la disfagia?

¿QUÉ ES LA DISFAGIA?

La deglución normal es un proceso fisiológico complejo mediante el cual ingerimos los alimentos y líquidos necesarios para asegurarnos una nutrición e hidratación adecuadas. Este proceso consta de una fase oral para preparar el bolo alimenticio, una fase faríngea para impulsarlo y una fase esofágica de transporte hasta el estómago.

Para ello, debemos coordinar 3 funciones básicas: respirar, hablar y tragar, en las que intervienen más de 40 grupos musculares. Cada día realizamos alrededor de 1.000 degluciones voluntarias y 600 involuntarias, para manejar un volumen total de entre 2 y 3 litros.

Hablamos de disfagia para referirnos a la dificultad para tragar alimentos o bebidas. Puede aparecer por diferentes alteraciones congénitas o adquiridas, como enfermedades neurológicas, tumores, cirugía en cabeza o cuello, también durante la infancia o por causa del envejecimiento.

El problema surge cuando el alimento o bebida:

  • No es empujado al fondo de la boca
  • Se atasca en la garganta y se desvía hacia los pulmones
  • Pasa por la garganta pero no avanza hacia el estómago

¿CÓMO PODEMOS DETECTAR LA DISFAGIA?

POSIBLES CONSECUENCIAS DE LA DISFAGIA

  • Deshidratación ante el miedo a beber
  • Adelgazamiento y malnutrición; se come menos, no se aportan los nutrientes necesarios
  • Infecciones debidas a la aspiración, cuando los alimentos pasan a los pulmones
  • Mayor riesgo a enfermar y menor respuesta a la medicación; ya que al estar peor nutridos, bajan las defensas

¿SABÍAS QUE…?

…puede ser más difícil tragar líquidos que sólidos, ya que se dispersan por la boca y pasan rápidamente por la garganta; es más complicado dirigirlos hacia la vía digestiva, aumentando la probabilidad de que pasen a la vía aérea.

Por eso en ocasiones se añaden espesantes, para obtener otras consistencias.

CONSISTENCIAS:

Consistencia LÍQUIDA: los líquidos finos como agua, infusiones, café, refrescos, etc.

Consistencia NÉCTAR: se añade espesante al líquido y debe quedar como si fuera un zumo de tomate o melocotón. Cuando se vierte cae en forma de hilo continuo

Consistencia MIEL: se añade espesante al líquido y debe quedar como si fuera un puré. Cuando se vierte cae en grumos gruesos

Consistencia PUDIN: se añade espesante al líquido y debe quedar como si fuera una gelatina, cuajada o flan. Conserva la forma al cogerlo con la cuchara

 

0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *